Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas

» A TODOS LOS DEL FORO
Lun Mar 20, 2017 12:58 pm por caminandobajolalluvia

» Enciende de tu pluma…
Lun Mar 20, 2017 11:54 am por caminandobajolalluvia

» Mi vuelo
Vie Mar 17, 2017 7:58 am por caminandobajolalluvia

» Soledad en solsticio de verano II
Jue Mar 16, 2017 6:24 pm por caminandobajolalluvia

» Amanece…
Miér Mar 15, 2017 6:18 am por caminandobajolalluvia

» Un café y mil recuerdos...
Miér Mar 15, 2017 6:07 am por caminandobajolalluvia

» El mar (5)
Dom Mar 12, 2017 4:22 pm por caminandobajolalluvia

» El mar (4)
Sáb Mar 11, 2017 4:49 pm por caminandobajolalluvia

» Sólo Arte
Sáb Mar 11, 2017 10:32 am por caminandobajolalluvia

Los posteadores más activos de la semana

¿Quién está en línea?

En total hay 2 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 2 Invitados :: 1 Motor de búsqueda

Ninguno


[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 125 el Dom Oct 30, 2011 8:57 pm.

Flujo RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 
Netvibes 
Bloglines 

Navegación

Galería



    Dame un nombre

    Comparte
    avatar
    caminandobajolalluvia
    moderador de café poético
    moderador de café poético

    Masculino Mensajes : 7743
    Fecha de inscripción : 19/12/2009
    Localización : Buenos Aires, Argentina
    Humor : Muy gracioso en ocasiones súbitas, je

    Dame un nombre

    Mensaje por caminandobajolalluvia el Miér Dic 17, 2014 6:44 am

    Dame un nombre


    Dame un nombre,

    ó te besaré tan fuerte

    que no habrán crepúsculos en tu sueño,

    doblarás las esquinas, y te volveré a preguntar, tras el silencio caoba, gris

    de tus párpados azules!

    Nómbrame espectro, y seré cual la sirena en el abrigo de tus mares,

    en el sueño trovador de mil deslices encubiertas de bruma,

    Suéñame azul,

    y seré una bella noche estrellada para tus ojos

    azules,

    ó rojos,

    ó mármoles vendidos por un beso!


    Mírame, y encontraré tu regazo en la palabra que recitas con frecuencia,

    en lo recóndito de tus ojos cuando miras

    aquélla flaqueza destemplada

    de tu temple.

    Seré una implacable lluviecita,

    que te besará los talones desnudos

    y se irá riendo tras los cántaros

    y las rejillas…

    Pero por favor, nómbrame!

    …y estaré ahí cuando lo sientas oportuno.

      Fecha y hora actual: Vie Mar 24, 2017 4:13 am