Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas

» Prodigio de tus labios en los míos 2
Dom Mayo 21, 2017 11:43 am por caminandobajolalluvia

» Prodigio de tus labios en los míos
Vie Mayo 19, 2017 10:59 pm por caminandobajolalluvia

» ESCRIBO
Jue Mayo 18, 2017 3:54 am por Nicola23

» Cielos arduos
Miér Mayo 17, 2017 10:44 pm por caminandobajolalluvia

» LA VIDA NO ES UN CUENTO
Mar Mayo 16, 2017 3:56 pm por caminandobajolalluvia

» FRECUENCIA
Mar Mayo 16, 2017 3:45 pm por caminandobajolalluvia

» TALLOS VERDES, HIERBABUENA Y SEMILLAS.
Mar Mayo 16, 2017 3:40 pm por caminandobajolalluvia

» Rebelion Musical
Mar Mayo 16, 2017 3:28 pm por caminandobajolalluvia

» AMERICA SUPERREALISTA
Mar Mayo 16, 2017 3:25 pm por caminandobajolalluvia

Los posteadores más activos de la semana

¿Quién está en línea?

En total hay 5 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 5 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Ninguno


[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 125 el Dom Oct 30, 2011 8:57 pm.

Los posteadores más activos del mes

Flujo RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 
Netvibes 
Bloglines 

Navegación

Galería



    Defensa de la infancia

    Comparte
    avatar
    Oscar64
    Poeta Gran Master II - Propietario y Miembro Del Jurado
    Poeta Gran Master II - Propietario y Miembro Del Jurado

    Masculino Mensajes : 8252
    Fecha de inscripción : 22/05/2010
    Localización : Santiago de Chile

    Defensa de la infancia

    Mensaje por Oscar64 el Mar Oct 15, 2013 10:08 pm

    Defensa de la infancia

    No dejes que tus niños dejen
    de ser niños, no dejes que se alejen,
    tiempo ya habrá de que emprendan la ruta
    a mares sin final, a viejos astros,
    a aquella libertad que no todos alzamos.
    Hay cosas que ojalá no hubiéramos sabido,
    hay golpes que nos dan con todo y vida por el suelo,
    pero ellos, ellos no, no lo merecen,
    no tienen más que sol en las miradas,
    no pueden presentir que el grillo muere,
    lo escuchan sin cesar en las campanas de la hierba,
    algunos hasta el fin, cuando en sus rostros arrugados
    la eternidad apenas es otra pequeña infancia tras la calma.
    Hay otros sin embargo en que el reloj corrió de prisa,
    con hambre, con maldad, con ciertos gritos desastrosos
    y con un sueño que se fue como esos barcos de papel acequia adentro.
    El hombre que llegó en aquellos casos tuvo grietas,
    perdidas posesiones de humedad ojos abajo,
    falaz obligación de no embestir al que lo agrede,
    entonces sucedió que del amor nació el dolido,
    el huérfano de piel, el que no tuvo aquel abrazo
    que no sólo la tarde necesita del sol padre,
    que no sólo la luna precisa de la madre noche.
    El niño que creció entre soledades,
    el que volvió sin nadie de sus juegos,
    ni amigos, ni canción, ni sombra tras sus pasos,
    ese niño no debió volverse triste,
    no debió ver partir sus fuerzas y esperanzas..
    Por eso cuida tú de sus cabellos,
    regálale tu amor, tu libro, tu manzana,
    aprende que él será lo que le enseñes
    y eso con gestos, no con grandes oraciones,
    más bien con una mano en que lo abrigas,
    más bien con un amor que ambos conocen desde niños.
    Por eso mira tú qué niño yace en tu conciencia,
    si nunca tuvo luz, abre su puerta,
    si nunca tuvo paz, dale tu abrazo,
    si llega y te pregunta dónde andabas,
    respóndele que aquí, perdido en naderías,
    contéstale que allá, donde no había ni esperanza,
    explícale que ya vienes de vuelta de tu exilio,
    que si quiere jugar, él va decirte por supuesto,
    que si quiere reír, con los trigales te responde,
    que sí quiere ser tú, “yo he sido tú siempre en el alma”.
    Entonces abrazarse no será sino volver a casa
    y será no dejar que en ti se marche
    un niño más sin motivo de su infancia.

    http://fuerteyfeliz.bligoo.cl/

    15 10 13

      Fecha y hora actual: Sáb Mayo 27, 2017 9:01 pm